Jake Michaels participará en su tercer Gran Premio de Japón este fin de semana y pasó su primera práctica viendo seguidores en el sector de las celebridades.

SUZUKA, Japón – Por un momento, solo un breve momento, está silenciosamente silencioso. El único sonido que escucha es el viento ligero que se balancea contra su camisa y le hace cosquillas en la parte posterior de sus oídos. Está nublado sin sol pero hace calor. Cálido y húmedo A lo lejos, los camiones están trabajando, ocasionalmente atrapados de los árboles mientras se dirigen hacia el norte hacia la ciudad de Nagoya. No puedes escucharlos en absoluto.

Entonces el sistema de megafonía cobra vida. La voz de un enérgico japonés explota a través de altavoces revestidos de postes de madera, y la multitud de Suzuka, una que se ha hecho famosa a lo largo de los años por su entusiasmo sin igual por las carreras de motor, cobra vida. Estallan en aplausos y comienzan a animar y bailar a los antepasados. Es oficial: el glorioso emparejamiento de Fórmula Uno-Suzuka está de vuelta después de la interrupción anual de 12 meses. Es hora de abrir la práctica.

Me había estacionado en el exterior de la curva 3, rugiendo en medio del sorprendente primer sector de Suzuka. De acuerdo, Mónaco tiene el encanto y Monza tiene la historia, pero esta parte de la carrera puede ser la secuencia de ángulos más emocionante que la Fórmula Uno tiene para ofrecer tanto a los pilotos como a los fanáticos.

Ponerse de pie ciertamente no decepcionó.

Uno por uno, los autos salen del pitlane y el sonido que ruge en el lado sur de Suzuka se puede comparar con un avión a reacción que se eleva en la distancia. No es necesariamente ruidoso, pero definitivamente sabes que es poderoso y se dirige en tu dirección.

Primero puede ver los autos cuando los conductores se acercan a la marca de 100 metros del freno y gire en la curva 1. Desde ese momento, puede enderezar los ojos en un automóvil durante aproximadamente 14 segundos y medio y observar un conductor gana sus salarios ridículos. Solo cierra los ojos y cuenta esos segundos. Ahora imagine ver un auto de Fórmula Uno sin obstáculos, corriendo a la velocidad de la luz, por ese tiempo. Es una experiencia de algún tipo.

El paseo en la montaña rusa Suzuka comienza cuando los conductores cruzan la línea de salida y se sumergen directamente en la curva 1. Ver televisión realmente no le hace justicia, pero la pareja cae seriamente en la esquina inicial, el punto más bajo (por supuesto, en condiciones del nivel del mar, no la calidad) de la pista. Sin embargo, no impide que los conductores se acerquen a la esquina a velocidades cercanas a los 300 km / h.

Al acercarse al circuito, rápidamente se da cuenta de que las dos primeras curvas actúan casi como un tazón de skate. Mantén la velocidad en la curva 1, recorre la curva y luego disfruta del efecto de tirachinas de la curva 2. Se puede enumerar como dos esquinas separadas, pero es básicamente un manejo a la derecha, envuelto por un ejercicio de entrenamiento local. fotos que habían ocupado su lugar unos momentos después de que las puertas de Suzuka se abrieran temprano esa mañana.

Otra cosa que se hace evidente al mirar la acera es que desde la salida de la curva 2, un conductor no puede ver el tramo del camino que corre entre las curvas 3 y 4. Todo lo que puede ver a la derecha es una sección con hierba verde y exuberante. Los conductores deben confiar únicamente en el sentimiento y la experiencia, mientras que cada ajuste debe hacerse en una fracción de segundo sin ninguna segunda suposición.

Observación de salida del automóvil Desde el lado 2, tome un freno antes de cruzar nuevamente el lado derecho y abrir la curva 3 es pura poesía. El cambio de dirección que estos autos de nueva generación tienen en su arsenal es una toma mental y Suzuka lo demuestra perfectamente, ya que los autos funcionan sin problemas ya que aún logran permanecer plantados en el asfalto, casi en el riel. Si sopla mucho cuando un automóvil comienza a tomar la curva 3, abrirá los ojos y verá que van bien para usted. En ese momento exacto, que dura apenas un cuarto de segundo, lucharás para nunca ganar tan poco.

Todo esto se hace más dramático por el ruido furioso de los motores turbo V6 que saltan sobre barreras de concreto y resuenan a través de la sección, a través de los huesos, mucho después de que los autos se van. Cierra los ojos nuevamente y es como si estuvieras en el camino correcto. Este es el apogeo de la Fórmula Uno y ni siquiera hemos llegado a los famosos ensayos.

A la velocidad máxima, el conductor tarda unos seis segundos en redondear las cinco esquinas entre la curva 3 y la curva 7, una sección de flujo hipnótico de alta velocidad, bellamente llamada Ensayo debido a su doble forma. SS '. Al igual que la justicia convencional, la tendencia aquí puede ser engañosa, y es difícil tener una idea de lo empinada que es solo mirar en la televisión.

Después de que voluntariamente salí de la curva 3 y me dirigí hacia la curva 6, no me tomó mucho tiempo comenzar a sudar de mi cara. Realmente están subiendo una colina, 50,4 metros para ser exactos. Mientras trazas un auto a través de la sección, en un momento sientes que miras hacia abajo con los dedos, el otro, hacia el cielo.

El tarma que cae en la oscuridad se estrecha al ingresar a los ensayos y a cada curva & # 39; S & # 39; está flanqueado por grama y hierba resbaladiza. No es un lugar donde pueda permitirse el lujo de cometer un error, especialmente a medida que las barreras de acero se acercan cada vez más al borde del circuito a medida que sube la colina.

Pero lo que hace que este primer sector sea realmente agradable es cómo puede ver un automóvil desde casi cualquier ángulo. Delantero, trasero, izquierdo y derecho. También hay un sector donde no se puede confundir a un conductor en un carril de vuelo. Solo se sabe cuando un automóvil está en la frontera y funciona en estas esquinas. No te pierdas nada, ya que saltan alrededor de los seres vivos, peligrosamente cerca de la grava, antes de disparar a la distancia.

En algún momento, cuando la actividad de la pista es alta, ni siquiera se puede contar cuántos automóviles hay frente a usted. 14? 15? 16? Casi puedes capturar los 20 autos de Fórmula Uno en una foto mágica.

Es fácil perderse en un trance mientras los autos corren hacia usted a una velocidad tremenda. Si eso sucede, solo mire las líneas de fecha de alimentación que cuelgan en el lado norte del circuito, seguramente lo sorprenderá de nuevo a la realidad y a salir de su coma temporal de F1.

Con toda seriedad, deambular por la esquina delantera en Suzuka es una experiencia alucinante, y cualquier fanático de la Fórmula 1 con una lista de deseos que no represente un viaje a Japón en los tres principales países debería volver a escribirlo. Ve a Suzuka, estaciónate en algún lugar del primer sector y diviértete. Puedes agradecerme más tarde.

¿Qué piensan los conductores del primer sector de Suzuki?

Si alguna vez espera ver una sonrisa sonriente frente a un piloto de Fórmula Uno, solo pídales que describan el excelente placer que reciben de una lesión en el sector uno en Suzuka.

"Probablemente sea el mejor sector que tenemos", dijo un tonto Valtteri Bottas cuando se le preguntó al hacerlo especial el jueves. Puede ser una respuesta sucinta, pero es una respuesta popular y se repite en la almohada. Los conductores realmente adoran su viaje de todo el año a Japón y el auto de ida y vuelta, el primer sector con sentido del corazón en Suzuka es una de las principales razones.

En el ajuste de calificación, un automóvil de Fórmula 1 tarda aproximadamente medio minuto en llenar las siete esquinas en el sector de apertura, un tramo de carrera que presenta un desafío importante y multifacético para todos los conductores.

"Es como tener que hacer cálculos rápidos", explica Daniel Ricciardo de Renault. "En el primer sector, nunca estás mirando la esquina donde estás, siempre estás mirando al otro. Es como si estuvieras en la esquina, pero ¿cómo me posicionas para la otra esquina? ¿Hay algún cálculo real porque hay muchas esquinas para armar?

"Lo interesante es que permite diferentes líneas, al menos en una vuelta. Verá que los muchachos pasan bien en la curva 3 y llevan mucha velocidad a la 4, pero luego los aprietan a 5 y 6. Mirando ganando un poco aquí y sacrificando un poco allá ".

Pero el aspecto mental es solo un obstáculo que los conductores en Japón deben superar. El desafío físico que plantea el sector de apertura es uno de los mejores del calendario actual.

Enfrentando fuerzas G extremas, los conductores literalmente saltan de un lado de la cabina al otro, asegurando que alcanzan sus puntos de frenado y alcanzan su punto máximo con precisión absoluta. Bottas dice: "Hay mucha carga (cuando conduces los ensayos) y definitivamente la sientes en tu cuerpo y cuello".

Dado lo magnífico que fluye el primer sector en Japón, cualquier error temprano puede ser desastroso, especialmente en una carrera clasificatoria. Falta el techo en la curva 1, incluso por un bigote, puede poner al conductor en el pie trasero durante los próximos 20 segundos. Hay otro desafío de correr alrededor de Suzuka.

"Siempre he sido fanático de las combinaciones de esquinas, así que izquierda, derecha, izquierda. Está bien", dijo Ricciardo a los medios en Japón. "Pero si azotas la curva 3, luego los truenos a las 4 y 5. Para cuando te recuperes, has perdido dos curvas de tiempo de vuelta perfecto. También puedes ser muy conservador y establecer la otra esquina mucho y luego perder en la esquina actual ".

Si bien un error puede ser costoso, hacerlo bien es una de las sensaciones más satisfactorias que experimentará un piloto de carreras, "especialmente cuando te duele la cabeza", dice el líder del campeonato Lewis Hamilton.

El reposacabezas siembra el automóvil en tarma y permite un mayor agarre y, como resultado, una mayor velocidad. Esto es cuando comparar cinturones reales suena real.

"Usualmente tienes dos direcciones diferentes aquí", explica Hamilton. "Si hay un tobogán en (curva 1) y una correa para tirar (ensayos), es un poco menos emocionante porque el auto no está tan bien plantado. Pero si hay un tobogán en la curva 1 con el encabezado a través de ese parte, es increíble. Es una locura. Desearía que los chicos pudieran sentirlo ".

Suzuka es, sin duda, un chofer y ha logrado mantener su impresionante carácter durante medio siglo. Sebastian Vettel, de Ferrari, quien anteriormente ha calificado su circuito favorito de Suzuka en la Fórmula Uno de todos los tiempos, cree que la razón por la que es tan especial es porque "no es un estacionamiento".

A otros ejecutivos les gusta ver más circuitos de estilo Suzuka agregados al calendario, en comparación con algunas de las pistas menos desafiantes que se han convertido en pilares en la F1.

"Muchos pilotos de Fórmula Uno se pierden este tipo de pista", dijo Carlos Sainz de McLaren el fin de semana anterior. "Deseo que en el futuro, vayamos a diseñar este tipo de pistas en lugar de otras. Hay muchas cosas que lo hacen muy especial".

& # 39; Especial & # 39; puede ser la subestimación del año. No importa si eres un conductor o un fanático, Suzuka, especialmente el sector uno, se resiste a la fe y te dará vida, queriendo más.

Leave a Reply